Es el año 2.800 y en el planeta tierra no hay ni rastro de agua, el robot Drag-e y sus amigos han puesto en marcha una misión para conseguirla; ven a vivir esta aventura en la que entender y amar la naturaleza serán las claves para que la misión tenga éxito.

Drag-e uraren bila es una obra de teatro multimedia, un montaje que aúna el trabajo actoral con la robótica y la animación consiguiendo atrapar a grandes y pequeñas.

Espectáculo en euskera.