“Añapse Erdam”.

Desde su primera salida al exterior en el año 1948, la Coral alcanzó un gran reconocimiento internacional, lo que le permitió gozar de cierta libertad de movimiento en la dura posguerra española. Desde esta posición relativamente privilegiada, ejerció de correa de transmisión con los compositores exiliados durante el franquismo, especialmente con los miembros de la Generación de la República, facilitando el trasvase de ideas estéticas e influencias. En este concierto coral se escuchan algunas obras maestras del género compuestas en aquel contexto, un momento histórico en el que la Coral de Cámara de Pamplona desempeñó un papel crucial.