Este monográfico sobre Charles Chaplin es el quinto que se programa gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Pamplona con Biabaoarte.

El Ayuntamiento de Pamplona en colaboración con Biabaoarte programa a partir de este sábado un ciclo de 11 sesiones cinematográficas del actor, director y productor –entre otros oficios- Charles Chaplin, cuyo educado vagabundo, el personaje ‘Charlot’, es uno de del más conocidos de todos los tiempos. La propuesta de la cartelera municipal incluye siete cortometrajes y ocho largos estrenados entre a 1918 y 1952, una muestra que quiere ser representativa de las casi 80 películas filmadas por un autor caracterizado por su ácida crítica a la desigualdad social, el uso de recursos del cine mudo y el humor siempre con gran carga de sentimentalismo.

Civivox Condestable acogerá desde el 8 de junio hasta el 30 de agosto este ciclo de proyecciones pensado para todos los públicos, al igual que el pasado verano se proyectaron obras de cómico francés Jacques Tati.

Como es usual en estos ciclos de cine de autor, las sesiones serán gratuitas, aunque habrá que retirar invitaciones desde una hora antes con un máximo de dos por persona. Todas las sesiones serán a las 20 horas, salvo las de la segunda quincena de agosto que, por su duración, se proyectarán a las 19 horas.

El próximo sábado 8 de junio la propuesta del ciclo es la exhibición de dos de los cortos más conocidos de Charlot: ‘Armas al hombro’ (EEUU, 1918, 45 minutos) y ‘Vida de perro’ (EEUU, 1918, 33 minutos) ambos, son directamente cine mudo y se proyectarán en Condestable a las 20 horas.

La primera película, con Edna Purviance, es un mediometraje cómico ambientado en la Primera Guerra mundial, una contienda en la que Chaplin se implicó vendiendo bonos de guerra junto con Mary Pickford y Douglas Fairbanks. Charlot es un supersticioso soldado estadounidense que, tras capturar a un grupo de enemigos alemanes él solo, decide que su suerte ha cambiado y comienza a hacer cosas arriesgadas y disparatadas hasta ganarse el respeto de toda la base americana. La segunda proyección será ‘Vida de perro’, una cinta que coprotagoniza con la misma actriz y en la que Charlot, un desempleado con pocas perspectivas, une su destino a la de una perra abandonada con la que comparte un objetivo a diario: conseguir comida. Esta situación es –en realidad- una vivencia personal. El joven Chaplin tuvo que debutar a los cinco años y comenzar muy pronto a ganar dinero ya su infancia estuvo marcada por los problemas familiares y la carestía, llegando en algunos momentos a la indigencia.